Published On: jue, Ene 3rd, 2019

Se inició juicio en contra de ex carabinero que disparó en contra de joven Brandon Hernández Huentecol

Ex sargento Cristian Rivera Silva fue el autor del disparo

Luego de poco más de dos años de ocurridos los hechos, este miércoles 02 de enero se inició el juicio en contra del ex sargento segundo de Carabineros del Gope, Cristian Rivera Silva, quien fue formalizado como el autor del disparo en contra del joven mapuche, en ese entonces de 17 años, Brandon Hernández Huentecol, en el sector de Curaco, comuna de Collipulli.

El hecho ocurrió el de diciembre de 2016, en el contexto de un procedimiento de detención de unos comuneros en las cercanías de la vivienda del afectado, donde la peor parte la sacó este joven.

MADRE
Ada Huentecol, madre de Brandon, manifestó que ellos quieren que se haga justicia y que el carabinero quede preso, ya que, aseguran, lo ocurrido en contra de su hijo fue claramente un homicidio frustrado y no un cuasidelito de lesiones graves, como lo establece la fiscalía. “Cuando esto ocurrió, los carabineros tenían detenidos a unos lamienes cerca de mi casa. Mi hijo menor, Isaías, en ese entonces de 13 años, salió en bicicleta y pasó por el lugar, siendo rápidamente detenido y maltratado por un carabinero, el cual incluso le puso una pistola en la cabeza. Al ver eso, mi hijo Brandón, que tenía 17 años, salió a defender a su hermano y cuando éste se acercaba al lugar, fue enfrentado por el carabinero Cristian Rivera Silva, quien en todo momento fue violento, lo encañonó con la escopeta, garabateándolo y amenazándolo con que le iba a disparar, para posteriormente reducirlo, tirarlo al suelo y golpearlo. Fue en ese momento en que el carabinero, teniéndolo botado, boca abajo, le dispara por la espalda, dejando a mi hijo grave con riesgo vital, y provocándole hasta hoy una serie de secuelas que no le permiten llevar una vida normal”, explicó la madre.

SECUELAS
Ada cuenta además, que tras este incidente Brandon estuvo mucho tiempo en el hospital y debió ser intervenido en 17 oportunidades, con la finalidad de reconstruir su cadera y de sacarle la mayor cantidad de perdigones de su cuerpo, existiendo aún 87 de ellos que no han sido posible extraerlos. “A mi hijo le hicieron pedazo su pelvis. Fueron más de 180 perdigones de acero que le ingresaron con la escopeta a muy corta distancia, casi pegada al cuerpo. Hoy Brandon debe vivir con ellos y le provocan fuerte dolores y problemas. En Chile no existe la tecnología para retirarlos y la operación en el extranjero es muy cara”, explicó la angustiada madre.

Ella además comenta que no está conforme con la tipificación del delito, ya que asegura que la intención del Carabineros era matar a su hijo, por lo que piden que sea juzgado por homicidio frustrado y que pague 20 años de cárcel y no por cuasidelito de lesiones graves y 10 años.

FISCAL
Por su parte, Nelson Moreno, fiscal a cargo de la investigación, manifestó que este miércoles se inició este juicio por los delitos de apremios ilegítimos y trato cruel, inhumano y degradante en contra de un menor de edad, Brandon Hernández, como también del delito de cuasidelito de lesiones graves. Moreno informó que hoy se inició a través de los alegatos de apertura y que este proceso debería durar cerca de seis días, oportunidad en que deberán declarar cerca de 34 testigos y 17 peritos a través de los cuales se espera poder dejar claramente establecido la participación del imputado en los delitos por los que le juzgan.

Moreno además señaló que en este caso serán claves los testimonios de los testigos del hecho, tanto de las víctimas como de los funcionarios policiales que ese día estuvieron presentes.

En la oportunidad además se encuentran presentes los querellantes particulares en representación de la familia, Sergio Millaman y el querellante de parte del Instituto de Derechos Humanos, Marco Rabanal.