Published On: dom, Mar 18th, 2018

La madera: un material que se renueva y respeta el medio ambiente

1 Alfredo Aguilera

Por Prof. Dr. Alfredo Aguilera, académico Instituto de Bosques y Sociedad, Facultad de Ciencias Forestales y Recursos Naturales, UACh.

La industria maderera en Chile posee una larga tradición, siendo el sector forestal maderero un pilar importante en la economía de nuestro país, después del cobre.  Pero esta industria no es estática y ha ido evolucionando positivamente hasta hoy, incorporando tecnología de vanguardia y asegurando procesos que cumplen la normativa internacional de seguridad, muchos de ellos adheridos a acuerdos de producción limpia, asegurando el respeto hacia el medio ambiente al mismo tiempo que avanza hacia un sector forestal-maderero moderno e innovador.

En este sentido, Chile cuenta con la tecnología más avanzada del mundo a nivel de industria primaria y secundaria de la madera (aserraderos y plantas de remanufactura). La madera es un material ampliamente utilizado en el ámbito de la construcción, aumentando su participación cada vez más en relación a otros materiales. Esta situación se observa en países desarrollados; Chile, por su lado, comienza de a poco a seguir este mismo camino. Ya se están diseñando edificios de altura en madera y las construcciones con materiales poco elaborados se han ido transformando en construcciones que requieren ahora de un alto desempeño en la obra, como fiabilidad, resistencia, flexibilidad, durabilidad, costos, etc.

En cuanto a las innovaciones, en la industria de muebles, puertas y ventanas, por ejemplo, se han incorporado centros de mecanizado controlados por computador (CNC), muchos productos han sido fabricados con esta tecnología, sin la cual los costos serían muy diferentes.

Algunas tendencias en nueva tecnología que se verán pronto en este sector son la impresión 3D con fibras de madera, la robotización de procesos (no sólo en el paletizado, sino que en el mecanizado 3D con sistemas de seis ejes para la elaboración de estructuras complejas en madera); la soldadura de madera (Wood welding), que aunque no es nueva aún no se ha probado en Chile; la nanotecnología; los tratamientos térmicos tendientes a mejorar las prestaciones de la madera frente a la intemperie; el regreso de la madera en las ventanas con perfiles complejos y eficientes del punto de vista térmico y acústico.

Esto es sólo la punta del iceberg del desarrollo de la industria de la madera que afortunadamente se proyecta con un presente y futuro muy prometedor,  “Wood is good”.